miércoles, 19 de octubre de 2011

Broken dreams, broken poets

Busco la razón escondida escondida en cada gesto
busco la gracia de las bromas que nos gasta la vida
que aunque posiblemente hermosa
las noches de lluvia me confirman
que no siempre es un asunto disponible y que, a veces,
resulta incluso mucha
mientras pienso en los posibles resultados de besarte al azar
Conseguiste robarme el corazón sin apuntarme
vidas lanzadas, camisetas rotas, arañazos en la espalda
borro de mi memoria los renglones que cuentan
las ausencias más cortas
y busco la causa de la deformación de los cuerpos
¿el tiempo? ¿el amor?
consciente de que el amor existe
dudando de cuando lo perdí
me miro en el espejo y veo claramente
los efectos del black label en mis ojos
el frío de las 6 de la mañana en mis labios cortados
y los años perdidos en mi cara

Aeropuertos

Si como un látigo preciso el calor de tus muslos
no me hubiese buscado
Si alguna vez acaso no hubieras existido
y en los días más oscuros de mí mismo no te hubiera tenido
como afirmación o excusa de mí mismo
es posible, simplemente posible
que este volver a casa en soledad y demasiado pronto
no me recordase al joven que fuí o creí ser una vez
Sólo el amor es lo suficientemente duro como para romperte el corazón
metido en la noche regresando entre mentiras
y con el frío de las 4 de la mañana
pensando en el poder de un abrazo y dudando
entre ser prisionero de un cuerpo o sentirse libre junto a él
Quizá lo único que pasa es que no estás junto a mí
que perder es duro sobre todo para mí
y que contigo estuve tan cerca del reino
que ahora sólo intento utilizar los trucos que uno tiene
para intentar conseguir desmentirme
y así poder seguir
Porque simplemente soy así
una huella equivocada
paraísos de habitaciones de hoteles de carretera
que sólo se comprender después de haber perdido muchas veces
y ya que sólo quiero elegir mi última derrota
quiero que me recuerdes así derrotado
esperando siempre algo
más allá de mi tiempo, de mis realidades y de mis hechos
quizá poque nadie sabe donde acaban los sueños.

jueves, 6 de octubre de 2011

No murió hoy sino mañana

Desearía tomarme una pastilla
que me permitiera distraerme con la televisión
y disfrutar de las cosas simples de la vida
en lugar de ser tan crítico e inestable
y dejar de esperar auténtica calidad
en lugar de porqueria.
Desearia echar de menos la comodidad de estar triste.

miércoles, 5 de octubre de 2011

Montones de nada

Viviendo unos días en la calle
te das cuenta de que todo, absolutamente todo
tiene dueño. Hay cerrojos y candados en todo
Esa es nuestra democracia,
intentas mantener lo que tienes y si puedes, añadir algo
y así nos olvidamos de los nuestros
y de los demás
Cuando vives unos días en la calle
es en las noches de frío y viento que te roza
la cara como si de cuchillos se tratara
cuando entiendes el acompañamiento de un brick de tinto
Cuando vives unos días en la calle
vienen a la cabeza muchas reflexiones sobre la muerte
En realidad no es la muerte lo que más preocupa
sino el quién se quedará con este montón de nada.