jueves, 20 de mayo de 2010

Instrucciones para la vida

Cuando no tienes nada es cuando te das cuenta
de que todo, absolutamente todo, tiene dueño
y que las cicatrices que más duelen
son las que no se ven
los perros callejeros podrían morderme con facilidad
bajo esta luna y con este frío tan intenso
sin embargo, no lo hacen,
el resto se limita a olvidarse de sus semejantes
hace una noche fría, por suerte tengo una botella de vino
"Mírale, con la noche tan fría que hace..."
los perros podrían morderme, contagiarme la rabia
me dolería la cabeza, hipertermia, agitación
espasmos musculares, detencón de la respiración...
pero no lo hicieron.
"Mírale, con la noche tan fría que hace..."
y pasan de largo a refugiarse en sus hogares.

3 comentarios:

  1. Si ya se sabe Sisifo, mucho pobrecito pero de ayudar nada. es así de dura la vida.

    un beso

    ah!y alejate de esos perros!!!

    ResponderEliminar
  2. No molestes a la noche, ni a los perros...y bebe, (esto no es apologia del alcohol)si eso t engaña aunq sea 1 poco...
    A mi m mordio la noche...asi q no se q es peor!!

    Saluditos de la chica en curas.

    ResponderEliminar
  3. me gusta...
    instrucciones para salvar el amor eternamente...

    ResponderEliminar